top of page
  • Foto del escritorVuelta Madrid 2023

Krawiec culmina una escapada en solitario en Buitrago, con Guardeño como nuevo líder


El polaco Kacper Krawiec (Telco’m-ON Clima-Osès) ha sido el vencedor en solitario, tras una escapada de 25 kilómetros, de la tercera etapa de la Vuelta a Madrid sub23 disputada hoy sobre 101 kilómetros y tras la cual Jaume Guardeño (Caja Rural-Alea) es el nuevo líder con 15” sobre Francisco Muñoz (Eolo-Kometa) y 24” sobre el juvenil Álvaro García de una selección española que ha tenido un notable comportamiento, corriendo sin complejos.


La etapa comenzó con relativa tranquilidad, si se puede decir eso de ir a 36 kilómetros por hora de media, aunque sin tentativas de la suficiente entidad, hasta que en la aproximación al puerto de la Puebla de la Sierra, de primera categoría, se destacaban Iker Mintegi (Laboral Kutxa), Unai Aznar (Finisher), Benjamin Marais (Vendée U-Pays de la Loire), Gabriel Rodas (Caja Rural-Alea), Aimar Erostarbe (Baqué Team), Sebastián Calderón (CC Padronés-Cortizo) y Raúl López (Eolo-Kometa), un grupo con bastante peligro, aunque no habría demasiado entendimiento en la ascensión, por lo que terminarían neutralziados, para coronarse en un grupo reducido del que había desaparecido el líder Josep Tomás (Brocar-ALÉ).


Rodas coronaba en primera posición en ese pelotón de 22 unidades, en sus últimos momentos en la ronda madrileña, ya que en el descenso caía y se veía obligado al abandono por una posible fractura de clavícula, en lo que será una importante baja para el Caja Rural-Alea.


En el kilómetro 55 era cuando se producía la escapada del día, con Martín Rey (Cortizo) y Álvaro García (selección española), a los que se les unía poco después el polaco Krawiec, protagonista sin suerte en la escapada de la víspera, que llegarían a tener ventajas cercanas a los dos minutos sobre un pelotón en los que Pablo García se mostraba muy activo, aunque la suerte de la etapa parecía echada.


En las últimas rampas del puerto de La Hiruela, de segunda, con la pancarta en el kilómetro 73,6, el polaco dejaba a los dos españoles, para coronar con 38 segundos, diferencia muy similar en el de Horcajuelo, en el km. 85. Por ahí ya se había formado un grupo perseguidor desde el pelotón con Andrea Montolli (Eolo Kometa), Diego Uriarte (Finisher) Maksinm Bilyi (UC Mónaco), Adriá Pericas (selección nacional) y el mencionado García, que coronaban el puerto a 1:15 con el pelotón a 1:40.


Los últimos 15 kilómetros fueron una persecución implacable entre el dúo intentando cazar al escapado, quedándose en meta a 4 escasos segundos; el quinteto buscando echar mano a la cabeza y distanciar al resto del grupo, llegando a 26, y ver cómo entraban los candidatos al rojo, de los que Guardeño fue el que aprovechó la oportunidad, entre otros motivos porque Tomás cedía en meta más de dos minutos y con ello el maillot de líder.



No obstante, las espadas están en todo lo alto, con los nueve mejores ciclistas en una horquilla de un minuto. Mañana, la cuarta etapa con salida y llegada en Parla sobre 137,5 kilómetros, con menos calor presumiblemente que en estas primeras etapas, y recorrido por La Vega debe resolverse al sprint o con una escapada aventurera. Pero el sábado en San Lorenzo de El Escorial puede pasar de todo.

Comments


bottom of page